sábado, 16 de junio de 2012


Relatos En Primera Persona

Capitulo 10 de 10

Noche del 13 de Junio



--A las 15:30 Hs despego desde Comodoro Rivadavia el imponente
C-130 Hércules (TC-65) con el indicativo “PATO” a los mandos del
Cap: Victor Borchert, en su bodega llevaba un cañón de 155mm, 
Proyectiles, suero y muchos etc, etc, etc, con destino a la Base Aérea
Militar Malvinas, este Hércules era el mismo que desde hacia dos días 
intentaba cruzar, y que por distintas causas técnicas, no lo había logrado.
Siete tripulantes realizaban tal vez el cruce mas peligroso ya que la
pista estaba a la vista de las tropas Británicas y su artillería por lo que
en cualquier momento los podrían alcanzar
-Además los Ingleses, ya muy molestos por esta afrenta que le hacia
la FAA, estaban decididos a emplear todos sus medios para terminar
con estas demostraciones que daban por el piso con su prestigio, 
mientras se aproximaban rasante, peinando las olas, transcurrió la
tarde dando paso a la noche, lo que le daba algo de seguridad, el
enemigo solo los podría detectar con medios electrónicos, excepto
cuando estuviesen expuestos a la vista aterrizados en la pista de Malvinas
-El diario de guerra de la 3ra Batería de Artillería AA de la FAA 
ubicada en el aeropuerto de Malvinas relata estos intensos momentos

19:00 Horas: -Un Hércules realiza un pasaje sin poder aterrizar

19:10 Horas: -El Hércules puede aterrizar, se baja un cañón 
de 155mm y munición.

19:30 Horas: -Alarma Roja, el Hércules esta en tierra, corta todo
(detiene los cuatro motores) se sienten los cañonazos y se ven
las bengalas lanzadas desde la otra orilla

20:00 Horas: -El Hércules se va.

Nota:-Mientras se encontraba en tierra el Hércules, su comandante, 
el joven Capitán Borchert de 35 años, era el que tomaba las grandes
decisiones, subordinado, técnica y funcionalmente a el se encontraba
su navegador, el Comodoro Mela de 48 años, así son las reglas 
operativas de las tripulaciones de transporte. 

-El Comodoro solo hacia valer su jerarquía militar solo para exigir su
puesto en el combate… Tuvo la inmensa dicha de tripular, como
navegante, el C-130 “LITRO 1” (TC-68), en la primera misión de esta
batalla, el 2 de Abril, y en esta, que seria la ultima de este sistema
de armas… y sobrevivir…



Relata el Capitán Borchert

-Habíamos abandonado el Hércules y estábamos cuerpo a tierra pues
esperábamos el ataque de la PAC en cualquier momento o de las
granadas de la artillería terrestre que cada vez pegaban mas cerca nuestro.
-Yo ya estaba convencido de que seria imposible despegar y me 
había hecho a la idea de quedarnos en Malvinas, poseía un VHF de
mano con que me comunicaba con el radar y este me informaba de 
la situación aérea enemiga en todo momento, las PAC estaban a
nuestro acecho, ¡de pronto el operador me informo que los aviones
enemigos se retiraban hacia el portaaviones! 



-Ese fue el momento de mayor confucion para mi, ¡Que hacer! Lo
consulte con el Comodoro Mela, mi navegador, y el me dijo, 

-Usted es el que decide, yo solo soy el navegante…. 


Y en su mirada serena se veía que estaba dispuesto a correr
La suerte que yo decidiera….¡Nunca lo olvidare!

-Mire hacia el avión y vi que terminaban de descargar el cañon 
Citer de 155mm y ya no tuve dudas… ordene

-Embarcar

-Subieron a borbotones… pusimos en marcha y despegamos
solo habían transcurrido dos minutos desde que di la orden.



-Como dijimos, esto causaba gran irritación en los mandos Ingleses

Nota: J. Thompson (Libro “No Picnic”)

“Las condiciones meteorológicas no impidieron el aterrizaje de un
C-130 Hercules Argentino en el aeropuerto de Stanley, esa noche
como en la mayoría de las noches anteriores”

-Esto fue informado por dos observadores de la red de artillería, 
arguyendo que ellos pudieron ver las luces de la pista de aterrizaje
de Puerto Argentino y el aterrizaje del C-130.

-El Mayor Armitage, en el puesto de comando de la 3° Brigada trato
de regular el tiro sobre la pista de aterrizaje cuando le fue informado
correctamente que la batería mas cercana al aeropuerto estaba fuera
de alcance, Holroyd Smith grito.

--Díganles que apunten los malditos cañones hacia arriba y lo intenten 

-Una orden de fuego que probablemente haría empalidecer de
horror a los instructores de tiro de artillería de Lakhill, la explosión
fue un reflejo de la frustración sentida por la totalidad de la 3°Brigada
de que el bloqueo no era efectivo, la batería disparo, pero, como se
esperaba, no alcanzo a la aeronave.



-Si las fuerzas Argentinas no se hubiesen rendido al otro día, tal vez
las baterías habrían avanzado y los cañones del Real Regimiento 29°
de Artillera habrían, por fin, imponer el bloqueo aéreo”


-Estas apreciaciones del Brigadier J.Thomson (Infante de Marina) nos
merecen tres importantes reflexiones: 

A)-Que, efectivamente, nuestros aterrizajes en Malvinas, aparte de las ventajas, 
morales y materiales, que representaban para nuestros Defensores, provocaban 
“frustración… en la totalidad de la 3°Brigada” (de Cdo 3)

B)-Reconoce aquí que el bloqueo aéreo que pretendía imponer Woodward “no era efectivo”

C)-Pero hay además algo mucho mas importante para nuestro
profesionalismo y es que, en este caso, quien había logrado
desarticular ese bloqueo aéreo Británico no era la aviación
Argentina, sino sus fuerzas terrestres, en general y su artillería
en particular.

-Thomson afirma correctamente que, si la batalla hubiese continuado
solo un día mas, su artillería, y no el arma aérea de la Task Forcé, 
hubiese impuesto el bloqueo aéreo 



-Nosotros, los aviadores Argentinos, completamos su pensamiento
y decimos esto otro, esa noche, quienes impidieron, a la Infantería
de Marina Británica, concretar ese objetivo y por lo tanto posibilitaron
el aterrizaje del “PATO” en la base de Malvinas, fueron las fuerzas
terrestres Argentinas defensoras de Puerto Argentino

-La Fuerza Aérea solo “exploto” esta ventajosa situación en esa
noche especial

-Luego de realizar un vuelo rasante sobre las aguas del Atlantico Sur
cuando los relojes marcaban las 00:00 indicando que estaban en el
14 de Junio, el C-130 “PATO”, sobrevolaba la ciudad de Comodoro Rivadavia, 
sus tripulantes, si bien distendidos y con la sensación de
seguridad que da descubrir la Base Aerea entre las luces y las
sombras de la noche… no podían paladear completamente la
sensación de felicidad que experimenta un combatiente cuando tiene
la convicción de haber cumplido con la misión, pero sus pensamientos
habían quedado atrapados por la imagen de aquellos hermanos que
habían visto deambular por las adyacencias del aeropuerto de Malvinas
cuando despegaron de allí

-Al día siguiente la FAA comenzó a recoger en su seno a los hombres
nuevos que había engendrado muchos años atrás y ahora había mandado 
al combate, a la consideración de sus conciudadanos

“Ellos habían fulgurado brevemente sobre Malvinas, por que Dios y
El gobierno Británico, les habían dado la oportunidad”

-Ellos, hermanados en la Patria, Pilotos, Soldados, Marinos, Gendarmes, 
Civiles habían testimoniado en todo el espacio del Atlántico Sur con sus 
miedos, su valor, su templanza, su sacrificio su sangre y sus rezos, la 
esencia de un ser Nacional y la Aurora de un nuevo hombre

-Desde la cima de la historia el Brigadier General José Francisco
de San Martin seguramente repetiría sus palabras del 12 de Abril 
de 1816 en Mendoza 

“PARA LOS HOMBRES DE CORAJE SE HAN HECHO LAS EMPRESAS” 


Nota:

Tripulación del TC-65 la noche del 13 de Junio de 1982

Piloto : Capitán Víctor BORCHERT
Copiloto : Capitán Hernán DAGUERRE
Navegador : Comodoro Roberto Federico MELA
Mecánicos de vuelo : Suboficial Auxiliar Hugo CASTELLINI y Cabo Principal Carlos SOSA.
Auxiliares de Carga : Suboficial Ayudante Manuel CARABAJAL y Suboficial Auxiliar Carlos PAOLONI.
Médico tripulante para atención de heridos/evacuados : Primer Teniente Guillermo MÜLLER


*-Entre el 1 de mayo y el 13 de Junio de 1982 los C-130 Hercules
del Grupo 1 de Transporte realizaron (25) cruses a las Islas Malvinas 
llevando pertrechos y trayendo heridos, su cuota de sangre la pago con
el derrivo del TC-63 y la perdida de toda su tripulacion.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario